Los polvos Terracotta de Guerlain, referencia emblemática de los polvos bronceadores, se presentan en una edición limitada con motivo de las fiestas de fin de año y los 190 años de la Maison Guerlain.

Terracotta Electric Light sublima la belleza de la tez y atrapa la luz gracias a los nácares increíblemente finos con espléndidos reflejos cobrizos.

Su fórmula enriquecida con activos hidratantes, que no reseca la piel y asegura un confort de larga duración, imita la apariencia deslumbrante de una piel satinada por el sol.

Fragancia

El perfume de los polvos Terracotta invita a la evasión.

Las notas de ylang ylang y flor de naranjo envuelven en una agradable sensación.

Se acompañan de notas de haba tonka y vainilla con soleadas facetas que encarnan la esencia de Terracotta. Un toque de almizcles blancos aporta dulzura a esta fragancia adictiva.

Secreto de la fórmula

La Investigación Guerlain ha desarrollado en una edición limitada concebida especialmente para las fiestas los polvos Terracotta Electric Light.

Inspirada en la fórmula emblemática de los polvos bronceadores Terracotta combinada con finas partículas de luz, devuelve la luminosidad a la piel gracias a sus reflejos cobrizos.

Una fórmula enriquecida con activos hidratantes que no reseca la piel y asegura un confort de larga duración.

Unos polvos laminares que forman una película ultrafina y respetan el acabado natural de cada piel, adaptándose perfectamente a las áreas con relieve de la tez.

Ingredientes

Los polvos Terracotta Electric Light son el resultado de la combinación única de pigmentos cobrizos para iluminar la tez con un bronceado radiante para las fiestas de fin de año.

Una fórmula enriquecida con activos hidratantes que no reseca la piel y asegura un confort de larga duración.

Unos polvos laminares que forman una película ultrafina con reflejos luminosos y respetan el acabado natural de cada piel, adaptándose perfectamente a las áreas con relieve de la tez.

Aplicación

Aplique los polvos bronceadores irisados con la brocha para iluminar las zonas prominentes de los pómulos y el arco de las cejas.